Cova Tallada de Xàbia – Dénia

09-02-2016

Gastando suela
 (4/5)
 
Cova Tallada de Xàbia – Dénia
 

‘Para viajar, no siempre es necesario irse lejos’… no sabes cuantas veces has oído ya esa frase, pero tienes que reconocer que es una gran verdad. Así que, aprovechando este no-invierno de Valencia y que es sábado (ya sabes, de lunes a viernes es la vida real la que impone sus reglas), decides que es un buen momento para explorar algún rincón de la región.

Tienes ganas de mar, ganas de ese olor a sal tan típico del Mediterráneo, en verdad es típico de cualquier mar, pero tú irremediablemente lo asocias al tuyo. Aunque es verdad que también te apetece un poco de montaña, de aire puro, y así es como empieza la búsqueda que te llevará a decidirte por la Cova Tallada.

El siguiente paso es conseguir convencer a alguien para que te acompañe, que se una a esto de gastar suela también por Denia. Y sin mucho esfuerzo consigues engañar a dos amigas. En el camino, una de ellas descubrirá que esa sensación que tiene cuando le toca andar cerca de un acantilado es vértigo. Aprenderá también que a veces poner nombre a las cosas es aceptar que existen y que por eso, si no se le llama el vértigo no vendrá, y todo quedará en eso, en un pequeño vacío en el estómago. Otra de ellas, descubrirá que lleva el gen de maestra en la sangre, y que sale cuando menos se espera (y más se necesita)


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

Europa, España, Comunidad Valenciana, Alicante, Dénia, Mar, Montaña

Comentarios

 
{% endblock }