Las Guayanas: Un viaje al destino mas desconocido de las Américas

18-02-2017

 
Las Guayanas: Un viaje al destino mas desconocido de las Américas
 

Las Guayanas son sin duda uno de los destinos más desconocido de todo el continente americano. Fuera de los circuitos turísticos, apenas se sabe que hay un territorio que pertenece a Francia, dejando en la mayor ignorancia a todo cuanto se refiere a Suriname y Guyana.Este territorio lleno de selva prístina, grandes ríos y abundante fauna , está casi en su totalidad sobre un terreno que poco y nada ha cambiado desde la época de los dinosaurios.

Demasiado misterioso como para no visitarlo. ¡Pasen y lean!

Introducción

El continente americano tiene muchas subdivisiones, más bien sociales que no geográficas. La más conocida es la división entre América Latina y América Anglosajona. En el primer grupo incluimos a todos los países de habla castellana y portuguesa. En el segundo grupo incluimos a todos los países de habla inglesa y francesa, o sea, E.U.A, Canadá y los estados caribeños. Si bien las Guayanas entrarían dentro de este segundo grupo, el hecho de que no sean países caribeños y que en Suriname se hable holandés, hace que uno se olvide de su existencia.

Estos son los únicos territorios de Sudamérica que no fueron colonizados por España o Portugal, lo que hace que su herencia cultural y política difiera del resto de los países de América del Sur. Culturalmente tienen mucho que ver con los países caribeños, no obstante políticamente han vivido su propio camino, aislados de las realidades de sus vecinos, o del mundo, si se quiere.

Historia

Cómo suele suceder en todos los países del continente, su historia empieza con la llegada de los invasores europeos. La prehistoria (por carencia de registro escrito) nos cuenta sobre poblaciones indígenas como los caribes y arahuacos. Primero fueron ellos los que se disputaron la presencia en las Guayanas. Más tarde, muchos otros durante siglos, siguieron con la dinámica de desplazarse los unos a los otros constantemente. A día de hoy se calcula que no quedan más de 30.000 arahuacos y menos de 10.000 caribes en estos territorios. La influencia de estos pueblos es mínima.

Si bien por allí pasó un tal Cristóbal Colón, se refirió a esta zona como “costa salvaje” quitándole interés minero. No sería hasta un siglo más tarde, que el “estúpido” Sir Walter Raleigh (digo estúpido porque así lo dice John Lennon) empezó a explorar seriamente esta tierra. ¿Adivinan que buscaba? Oro.


Comentarios

 
{% endblock }