PAL-ARINSAL Y EL PUEBLO DE PAL | LOS POBRES EN ANDORRA

14-06-2017

 
PAL-ARINSAL Y EL PUEBLO DE PAL | LOS POBRES EN ANDORRA
 

Un viaje intempestivo de 4 días nos lleva, en la Semana Santa de 2017, hasta el país vecino de Andorra. Un viaje tranquilo sin más pretensiones que las de disfrutar de la naturaleza andorrana, y que el primer día nos lleva hasta estos lugares: la estación de esquí Pal – Arinsal y el pueblo de Pal.

Pero no es solo por la relativa cercanía por lo que las gentes de nuestro terreno han viajado asiduamente al Principado, sino que existe otra cuestión que ha permitido instaurar esta tradición viajera: las compras.  En aquellos tiempos en los que España era un país gris y desangelado las gentes viajaban a Andorra para hacerse con productos que aquí era difícil encontrar. Autobuses y furgonetas llenas de gente viajaban todos los meses hasta allí para poder abastecer comercios de bebidas alcohólicas, electrodomésticos y azúcar, mucho azúcar. De hecho, los viajes tenían como única finalidad ésa: comprar. Los autobuses hacían la ida y la vuelta en la misma jornada y las gentes no tenían más pretensión que hacerse con bienes difíciles de encontrar en España.

Pasados los años, y con el devenir de la Historia – y afortunadamente para los que hoy vivimos en España –, la situación política cambió y la necesidad de viajar a Andorra para hacerse con determinados productos fue disminuyendo, pero no por ello las gentes de nuestra tierra dejaron de viajar hasta allí. De hecho muchos de los que somos músicos viajábamos a Andorra – o aprovechábamos el paso por el Principado – para comprar instrumentos musicales que salían casi a mitad de precio que en España (en este enlace una bonita historia que cuenta un viaje a Andorra para comprar un amplificador: https://www.youtube.com/watch?v=nYPXLIrKSfU). Esto se dio hasta hace poco; el comercio por internet con páginas web especializadas en la venta de instrumentos musicales y demás enseres sonoros ha hecho que no valga la pena desplazarse hasta Andorra para comprar instrumentos. Esto es así hasta el punto que la tienda más conocida en el país de venta de instrumentos ha cerrado.

Habiendo perdido fuerza el ir a comprar, uno de los motivos por los que, en la actualidad, más se cruza la frontera andorrana es la práctica de deportes de invierno, mayoritariamente el ski.  Sea por la razón que sea, en el pasado o en nuestros días, viajar a Andorra desde nuestra tierra es algo de lo más común, y nosotros, claro, no íbamos a ser menos.


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

Europa, Andorra, La Massana, Pal, Naturaleza, Montaña, Coche, Semana santa

Comentarios