Un día en Tomar, Portugal

05-08-2017

 
Un día en Tomar, Portugal
 

Un compañero de trabajo de mi amiga M. le dijo “Tenés que ir a Tomar (sic ;-)) les va a gustar, era una ciudad de Templarios”. Se lo dijo en francés, pero estoy segura que estoy haciendo una traducción fidedigna. Y con esa información y la lectura apresurada de unos párrafos en Lonely Planet decidimos que hacía allí iríamos. ¡Y lo bien que hicimos!

El viaje en tren desde Porto incluyó una escala en Entroncamento, donde pudimos almorzar en un lugar de comida al paso cerca de la estación y tomarnos un cafecito en el bar de la terminal, atendido una señora amorosa nos explicó con paciencia qué era cada uno de los dulces que tenía a la venta.

Emprendimos camino y llegamos a Tomar a eso de las 2 de la tarde. La estación no decía mucho y el camino hacia nuestro hospedaje tampoco. A través de Booking habíamos reservado una noche en Residencial venida Hostel, cuya apariencia exterior no le hace justicia.

Cuando se abrió la puerta tuvimos la primera alegría del viaje: el Señor Antonio. Antonio nos dio una cordial bienvenida a un hermoso lugar, con modernas instalaciones. Lo esencial es invisible a los ojos cuando se trata del Residencial Avenida Hostel.

EL lugar para ir, sabíamos por la “investigación” previa, era el Castillo de Tomar. El lugar cierra a las 6, nos adelantó Antonio, así que nos recomendó hacer la visita, que lleva varias horas, temprano por la mañana. Y, además, nos dio una clase de historia y arquitectura de Tomar y nos dio varias recomendaciones de cosas para hacer y ver. Genial.

El calor era infernal, el clima árido, entonces preguntamos ¿Hay una pileta municipal? Hay. Así que hacia allá fuimos, con nuestro mapa de Tomar lleno de recomendaciones. En el camino pasamos por unos molinos de agua, convertidos en un centro cultural que se llama Complexo Cultural da Levada. Hicimos una parada técnica para ver la obra de una artista local antes de seguir nuestro caminata hacia la piscina.

 


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

Europa, Portugal, Región Centro, Distrito de Santarém, Tomar, Ciudad, Tren, Escapadas

Comentarios