Un domingo ideal en La Habana

17-12-2017

 
Un domingo ideal en La Habana
 

Domingo no es día para perezosos en La Habana. Hay muchas cosas para hacer y es un gran día para caminar y visitar lugares emblemáticos de la ciudad.

Para hacer el recorrido que propongo a continuación necesitarán:

No tener una reseca muy importante de la noche anterior: este itinerario está pensado para despertarse temprano

Buen calzado: el recorrido implica varios kilómetros (+10). ¡Pero que esto no los desanime! Les prometo que el paseo vale la pena y que hay muchos rincones hermosos para ver en el camino y que van a tener muchas fotos dignas de instagram para compartir 😉 Si no están dispuestos a caminar tanto, calculen unos CUC para taxis.

Cámara fotográfica: como decía más arriba, no hay nada más fotogénica que Centro Habana. La amamos. Y la postal de la Plaza de la Revolución es una imperdible, como así también la vista desde el jardín del Hotel Nacional. Así que no se olviden de cargar sus cámaras/celulares.

Protector, agua y algún snack: el recorrido que van a hacer no se caracteriza por tener mucha sombra, así que usen protector y tomen agua a discreción. ¡No queremos que queden arruinados para el lunes! 😉

Ahora sí, el domingo ideal:

1. Desayuno en la casa particular

Nada como empezar el día con un desayuno de campeones. Los desayunos de las casas particulares cubanas califican entre muy buenos a excelentes. Así de buenos son. Como califican de brunch, suelen extenderse en el tiempo. Así que es una buena idea levantarse temprano para comer sin correr, salvo, claro que el sábado a la noche haya sido un sábado agitado.


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

América, Caribe, Cuba, La Habana, Ciudad

Comentarios