La república de Altai: desde Siberia con amor

10-07-2019

Camino salvaje
 (4/5)
 
La república de Altai: desde Siberia con amor
 

Cuando empezaba a investigar para el viaje de Madrid a Mongolia en moto siempre había algo que me molestaba. Ese pequeño trocito de Rusia que había que cruzar. Tendría que pedir visado, con fechas cerradas (con los inconvenientes que eso supone), gastarme el dinero y total ¿para qué? para atravesar una pequeña porción de tierra que no me interesaba para nada. Y no me interesaba porque ni sabía lo que había allí ni jamas había escuchado hablar sobre la República de Altai. 

Y el viaje volvió a demostrar que la ignorancia nunca es buena consejera.  Es increíble lo que las expectativas pueden hacer. O, como en este caso, la falta de ellas. 

Creo que lo único que me llamaba la atención al principio era la idea de cruzar un trozo, por pequeño que fuese, de Siberia. Más por cómo sonaba la idea en mi mente que por el hecho de pasar o conocer algo de la zona.

Mirando el mapa apareció otro inconveniente, no solo había que entrar en Rusia sino que había que hacer un montón de kilómetros hacia el norte para luego bajar, solo había una carretera. Sí o sí debíamos llegar a la ciudad de Barnaul lo que suponía un recorrido total de 1.100 kilómetros en Rusia. Hasta el momento todo me parecía un incordio y una perdida de tiempo.  

Salimos de Kazajistán rumbo a la frontera con Rusia. El cruce fue lento, muy lento, y cuando entramos en Rusia ya era bastante tarde. En el primer pueblo, Veseloyarsk, hicimos un poco de compra y nos fuimos a las afueras para acampar al lado del río Aley.

La cosa empezaba bien. El espesor del bosque, el río, y la madera desparramada que se convirtió en hoguera, nos procuraron un conjunto perfecto para acampar. 

Tras nuestro paso por Asia Central al entrar en Rusia las carreteras nos parecieron una maravilla. Bien asfaltadas, con gasolineras y poblaciones bien señalizadas. La necesidad de cargar con agua dejó de existir y las preocupaciones por encontrar dónde comer también. 


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

Rusia, Siberia, República de Altái, Barnaúl, Ciudad, Naturaleza, Moto, Aventura, Asia

Comentarios