Los 9 lugares más aterradores de la Comunidad Valenciana

30-10-2018

 
Los 9 lugares más aterradores de la Comunidad Valenciana
 

Centrándonos un poco en mi comunidad autónoma, esta sería la segunda parte del artículo anterior: “14 rincones terroríficos de España“. Esta vez vengo a la carga con “9 lugares aterradores de la Comunidad Valenciana”. No voy a enrollarme demasiado, creo que es mejor empezar cuanto antes a conocer estos lugares tan especiales. ¿Te animas?

1. Santuario de la Balma (Castellón)

Ubicado muy cerca de Zorita del Maestrazgo, este santuario es famoso por realizar en su interior rituales de expulsión de demonios. Conocido por muchos bajo el sobrenombre de “El Santuario de los Endemoniados”, una vez al año, miles de personas se acercaban a este misterioso lugar para exorcizar a los poseídos o sanar a los enfermos. Llegaban en carros atados de pies y manos, llevados por sus familiares, a pie, descalzos, cada uno como buenamente podía. Primero lo hacían los sacerdotes, luego fueron apoderándose las brujas y hechiceras del lugar con sus pócimas, plegarias o cantos. Ya en el siglo XIV un pastor tuvo una aparición de la virgen en el barranco. Desde entonces, no han dejado de suceder “cosas extrañas”, incluso levitaciones de personas. Hoy en día, sigue siendo lugar de peregrinaje para enfermos que intentar calmar sus dolencias e incluso curarse del todo. ¿Te la jugarías a pasar una noche en este tenebroso santuario?

2. Fábrica de muñecas (Castellón)

Si habéis leído mi anterior artículo sobre “14 rincones terroríficos en España” podéis saltaros esta párrafo (es la misma fábrica) y seguir con otros de los lugares aterradores de la Comunidad Valenciana. Situada concretamente en el municipio de Segorbe, esta fábrica de muñecas abandonada era propiedad de una familia del mismo municipio. Se dedicaban a moldes de porcelana. Dentro de la fábrica podrás encontrar, sobre todo, muñecas o restos de ellas como piernas, brazos, cabezas, torsos, pelucas que nunca llegaron a completarse. Los hornos de trabajo para poder cocinar las piezas, estanterías llenas de ellas… Cuenta la leyenda o los más sabios del lugar, que antes, esto era un convento donde se fusilaron a las monjas y monjes que allí residían tirándolos al pozo de la propiedad. Si os animáis a ir, hacedlo con cabeza, el techo se desplomó hace ya unos años y algunas vigas están a punto de hacerlo. A mi me pilla cerca este, ¡a ver si puedo hacer una escapada en breve!


Encontrarás este artículo de viajes y otros en:

Comunidad Valenciana, Castellón, Valencia, Alicante, Escapadas, Europa, España

Comentarios